fbpx

Descubrimos a Jan Alan, escritor de la obra «Historias del alma negra»

Descubrimos a Jan Alan, escritor de la obra «Historias del alma negra»

Para quién no te conozca, ¿quién es Jan Alan?

Jan Alan es el pseudónimo que elegí para el primer concurso literario que me presenté. Había que hacerlo con pseudónimo y convertí mi nombre en otro; Jan es Juan, Al de Alfonso, A de Aparicio, y n… pues quedaba bien. Tal y como pone en mi blog, Jan Alan es un escritor de misterio (thriller), terror, ciencia ficción y, digamos que terror psicológico, para resumir de forma aproximada. No busco el género de manera anticipada a una obra, surge luego sobre la marcha.

¿A qué edad empezaste a escribir? ¿Cómo nace esa necesidad de plasmar en un papel lo que se te pasa por la cabeza?

Realmente siempre me ha gustado imaginar mundos y vidas ajenas. Siempre he sido muy imaginativo, pero como empezar, empecé algo tarde. Fue mientras estaba en mi primer trabajo en Barcelona, cuando tenía 23 años. Ocurrió un hecho que ya he contado en algún medio como anécdota significativa; se nos rompió el televisor que compartía con otro chico que también era de fuera y trabajaba en mi misma empresa. Entre el dueño, que dijo que había sido cosa nuestra, a pesar de ser un televisor muy viejo, y nosotros que no queríamos gastarnos nada en algo así, total que me tiré más de seis meses sin tele. Eso hizo que redescubriese la pasión por la lectura, aunque ya había leído algunos libros antes, y que me sintiese un poco como un nuevo Quijote de los temas que leía en libros y revistas; el misterio. La soledad es un espacio abonado a la creación, y digamos que sentí la necesidad de sentarme y poner ideas sobre una pantalla de ordenador. Era como una terapia o liberación. También surgió en esa misma época la posibilidad de fundar una revista variada en la empresa, que la creemos entre dos; el dibujaba y yo escribía. Tuvo tanto éxito la revista y le gente me repetía una y mil veces que escribía bien, que quizá me lo creí y ese fue el paso definitivo. Eso me animó definitivamente a dejar que otros leyesen lo que estaba haciendo, aunque para pensarme en publicar aún quedaran algunos años.

Hablemos de tus obras. ¿Cuántos libros has publicado ya?

Son ya 9 libros. Digamos que 8 novelas y este último en el que he recopilado los 9 relatos que yo consideraba que necesitaba sacar a la luz; como ese primer premio en 1999 que lo cambió todo, o el siguiente (2000) que resultó de los semifinalistas de Murcia joven. El resto pues tiene su historia, hasta los tres últimos que realicé después de mi última novela publicada. Un libro de relatos que sirve un poco para cerrar el círculo de lo que empezó en 1999.

¿Qué es lo que más destacarías de “Historias del alma negra”?

La intimidad de los personajes. Solitarios, llevados al límite. A veces se juega mucho con el surrealismo, y otras veces tienen finales imprevisibles y un poco rebuscados. Lo que tienen en común estos nueve relatos imagino que es la oscuridad del alma humana. Lo tenebroso que hay dentro de cada uno y que no mostramos jamás en público. No son continuación, como alguno me ha preguntado, de uno respecto al otro. De hecho, recorren varios años de creación y todos los he colocado por estricto orden cronológico; desde 1999 con “Diecinueve días”, hasta el último con “El accidente”, escrito y creado en 2020. Los últimos tres son los únicos añadidos tras mi anterior novela. El resto ya estaban escritos y guardados.

Jan Alan "Historias del alma negra"
Jan Alan

¿Hay alguna anécdota sobre el proceso de documentación o de escritura que puedas contarnos?

Más que anécdotas son vicios y costumbres. Desde hace algunos libros, me gusta leer lo que se ha escrito de ficción sobre el tema que me gustaría escribir, aunque no lo tenga predeterminado. Incluso me inspira también el cine, otra de mis pasiones, pero nunca lo veo desde el mismo punto de vista. Lo dejo como un rincón de mi memoria y cuando tiene que salir, sale. El momento más creativo y donde tomo nota o grabo pistas en una grabadora, es en el duermevela. Siempre se ha dicho que cuando tengas dudas de algo, consúltalo antes con la almohada, y es cierto. Es cuando las cosas se ven claras y disciernes mejor. He leído en alguna parte que tiene que ver con la ondas del cerebro, pero funciona. Es cuando más creativo es uno, y eso hay que aprovecharlo, aunque no estés sentado frente a un ordenador.

También me gusta, cuando termino una obra, sea esta relato o novela, dejarla un tiempo guardada. Cuatro o cinco meses y después la vuelvo a leer como si no fuese mía, y entonces la mejoro. Lo que he incorporado últimamente, y seguiré haciendo es que, después de mi revisión, quiero que una tercera persona me haga otra revisión más y me dé su sincera opinión, y si he de cambiar algo aún estoy a tiempo. Eso lo he aprendido del que creo es mi único maestro e ídolo (por decirlo de algún modo); Stephen King. Tiene que ser, eso sí, alguien de tu total confianza y que le apasione la lectura tanto como a ti.

Hablemos ahora un poco sobre ti. ¿Crees que ahora los escritores lo tenéis más fácil para triunfar gracias a las redes? ¿O que precisamente eso hace que haya más competencia y cueste más diferenciarse?

Creo, sinceramente, que las dos cosas. Si bien es cierto que las posibilidades son ahora muchísimo mayores que cuando yo empecé a escribir, también es cierto que a veces tengo la sensación de que hay más escritores que lectores, que cualquiera puede escribir un libro hoy en día, y eso hace que, lamentablemente, no se pueda vivir de esto. Hay muchísima competencia, y algunos se saben vender mejor que tú en redes sociales y a lo mejor lo de menos es el libro, al que nadie le presta el suficiente tiempo de análisis. A mí me gusta crear, pero no soy bueno vendiéndome. No quiere decir que no tenga lo que merezco, no es eso. Supongo que todo, escribir y venderte, van de la mano. Al principio me supuso un poco de estrés, pero ya no, no me preocupa. Tienes que tomártelo como un hobby, algo que te gusta, te entusiasma, porque como negocio… No, es un fracaso absoluto.

¿Qué consejo te gustaría darle como escritor a tu yo de hace unos años?

Que repase una y mil veces más lo que iba a quedar publicado, que las oportunidades no suelen pasar dos veces igual. Es mejor hacer un libro bueno en diez años, que diez libros mediocres en diez años. Que no hay ninguna prisa, que la cantidad no es más importante que la calidad. Vamos que… tenga paciencia y que recurra a los que saben más que uno. Que hacer una novela no es nada sencillo, aunque publicar sí lo sea.

¿Qué autores te han inspirado más a la hora de escribir?

Cuando empecé quizá me influenció más J.J. Benítez, Asimov, Lovecraft o Tolkien. Después he ampliado mucho más la gama de autores; Carlos Ruiz Zafón, Kafka, Joseph Conrad, Joel Dicker, Paula Hawkins, Dolores Redondo, … pero sobre todo, Stephen King. Para mí el rey y mi referente.

¿Dónde se puede conseguir tu libro?

En mi ciudad, Cartagena, creo que en cualquier librería, y de fuera, pues si lo pides en El Corte Inglés o Casa del Libro en teoría te lo deben de traer. También pueden acudir directamente a mí en http://laobradejanalan.blogspot.com/ y en la página de contacto de este blog, se indica cómo ponerse en contacto conmigo y pueden conseguir cualquiera de mis libros.

¿Estás trabajando en algún nuevo proyecto?

Sí, aunque no me pongo fecha. Lo que sí tengo claro es que con este último libro de relatos cierro una etapa de mi vida como escritor, y quizá aparezca sin pseudónimo a partir de ahora y no casi cada año, sino más distanciado. Las motivaciones no son las mismas que hace veinte años.

Para terminar, ¿nos recomiendas alguna lectura?

Realmente no me cierro a ningún género en concreto, aunque quien me conoce sabe que sobre todo leo los del género thriller. Quizá uno de los que he leído recientemente me sorprendió para bien, muy bien, diría. Se trata de “La paciente silenciosa” de Alex Michaelides. Una historia que te atrapa desde el principio y te lleva a un final de infarto. Me gusta su uso de los tiempos, cómo juega con ellos y cómo todo encaja como una enorme pieza de puzle. Un diez.

Jan Alan "Historias del alma negra"
Jan Alan – «Historias del alma negra»

¿Te gustaría conocer las apasionantes historias de escritores modestos, pero no por ello menos buenos?

Únete a nuestro canal de Telegram (es gratis) para ayudarnos a darles voz a esos escritores que necesitan un empujón. Sus vivencias e historias para publicar sus libros, su pelea para hacerse un hueco y su mensaje es igual o mejor que el de cualquier top ventas. Únete a nuestro canal para descubrirlos y apoyarles.

https://t.me/elescritor_es

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *