¿En qué momento hemos empezado a mostrar una vida irreal en las redes sociales?

¿En qué momento hemos empezado a mostrar una vida irreal en las redes sociales?

Hace unos años no importaba el hecho de hacernos fotografías sin tener un aspecto perfecto. Actualmente, la mayoría de usuarios de Instagram, Tik Tok, Facebook, Youtube… muestran una vida no acorde a su realidad. Este hecho conlleva la inseguridad y el vacío existencial de muchos otros. Sin embargo, estos sentimientos eran imaginables en la época de Tuenti. Tuenti era una red social, en la que no había seguidores ni seguidos y se podían compartir fotografías y diferentes comentarios en el muro principal.

También, esta red social fomentaba el hecho de ser nosotros mismos. Cabe decir que años atrás de la existencia de las redes sociales la imagen de cada persona era real. Las personas éramos capaces de relacionarnos cara a cara con mucha más facilidad. No obstante, ahora la pantalla induce a la timidez e incluso a la violencia verbal de las personas.

La vida es una montaña rusa, en la que, en muchas ocasiones, vamos a caer al mismísimo núcleo de la Tierra. En esas circunstancias, no podemos mostrar la imagen cóncava de nosotros mismos. La sencillez y la seriedad es lo que es realmente valorado por las personas. Actualmente, vivimos con una máscara, que muestra una parte difuminada de nuestro espíritu. Parece que vivimos una vida para los demás y, no, una vida para nosotros mismos. En los tiempos de Tuenti, todos salíamos disfrutando de cada nanosegundo de nuestra existencia.

articulo red social

Esto es realmente lo que nos hace ser felices. Los seres humanos deberíamos mostrar nuestro verdadero yo sin una base tamizada por un antifaz. Desde luego, es importante ser sincero con los seguidores sin mostrar demasiado la vida personal de cada uno. Nuestra vida personal es nuestro tesoro, pero tampoco podemos engañar a las personas que, de alguna manera, siguen nuestros pasos. La sencillez y la sinceridad son una de las bases del amor propio y la felicidad de uno mismo. La verdad desata y rompe cualquier muro y hace que no llevemos un peso que nos hace daño. Volvamos a ser como en los viejos tiempos de Tuenti. Volvamos a ser felices de una vez por todas. Es relevante esta frase de Hemingway, para que reflexionemos sobre esta situación.

«El hombre que ha empezado a vivir seriamente por dentro, empieza a vivir más sencillamente por fuera».

Ernest Hemingway.

Jessica Delgado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.