fbpx

«La niña del cuadro y la memoria histórica » | Por Mario Guinea

«La niña del cuadro y la memoria histórica » | Por Mario Guinea

Existe un museo en una capital sudamericana con el nombre del pintor más famoso del país en el que se exhibe un cuadro asombroso. El retrato al óleo de una niña de mirada indómita, algo leonardesca y, en contraste, de carnosos mofletes y labios en exceso perfilados para su edad.

Esta niña de la burguesía rioplatense decimonónica se hizo mayor, se casó con un hacendado de la zona (¡con 14 años!) y comenzó a resistir, a procrear, a descubrir la vida y a madurar, hasta sentirse libre, hasta sentirse persona, hasta sentirse plenamente mujer.

Hasta que consiguieron masacrar su libertad.

No daré el nombre del museo y de la víctima. Y al escuchar una vez más en youtube el programa de este hoy famoso periodista y relator mexicano (Relatos del lado Oscuro), que me retrotrae a mis mejores recuerdos del horror y el misterio con Chicho Ibáñez Serrador y Narciso Ibáñez Menta, he pensado en las memorias que acabo de publicar, “No hay tiempo para el llanto de los niños”, sobre la guerra civil, la posguerra y la incipiente democracia en España.

Porque cada vez que este retrato/relato atroz de esta niña-mujer -a la que la sociedad patriarcal de la época la consideró rebelde, puta, loca e irresponsable a todos los niveles, internándola durante años en un minúsculo altillo de la casa familiar (casualmente hoy el mirador de dicho museo, adquirido finalmente por el Estado)- se ha querido mover o trasladar u ocultar en los sótanos, se ha producido una hecatombe en el museo, en forma de incendios, grietas estructurales o ruidos incesantes de desconocida procedencia.

De igual forma, si no somos capaces de asumir el retrato/relato de nuestra atroz memoria histórica, de nuestro inveterado conflicto “incivil”, y lo pretendemos solapar, ocultar y olvidar, sin una mirada equidistante, objetiva y obviando el testimonio de nuestros mayores, nos abocaremos a una infinita espiral de grietas, incendios y terremotos socio-estructurales, que nos llevarán, que llevarán a esta indómita península a una decadencia sin fin.


¿Te gustaría conocer las apasionantes historias de escritores modestos, pero no por ello menos buenos?

Únete a nuestro canal de Telegram (es gratis) para ayudarnos a darles voz a esos escritores que necesitan un empujón. Sus vivencias e historias para publicar sus libros, su pelea para hacerse un hueco y su mensaje es igual o mejor que el de cualquier top ventas. Únete a nuestro canal para descubrirlos y apoyarles.

https://t.me/elescritor_es

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.