https://elescritor.es/

Priscilla Ingold Prochet nos habla de su primera novela autobiográfica «El valor del corazón»

Priscilla Ingold Prochet nos habla de su primera novela autobiográfica «El valor del corazón»

Para quién no te conozca, ¿quién es Priscilla Ingold Prochet?

Priscilla Ingold Prochet es una mujer que ha aprendido a capitalizar sus experiencias vitales con la intención de crear algo de valor para entregarlo al mundo. Es un mujer valiente, fuerte y resiliente. Tiene un corazón generoso y empático al que ha entrenado para escuchar con respeto a los demás. Ama a su familia, la música, los libros, bailar, cantar, crear mandalas y manualidades varias. Siempre está conectada con su creatividad, se inspira fácilmente y se deja llevar por lo que desea nacer de su interior. Con un camino espiritual andado, disfruta mucho haciendo Reiki y jugando con su intuición.

¿Cómo nace tu vena escritora?

Creo que el deseo de escribir lo he llevado desde siempre en mí. Aunque la necesidad irrefrenable de escribir me nace a finales del 2016, luego de un año transformador. Con el nacimiento de mi tercera hija y un proceso terapéutico avanzado, comenzaron a crecer historias en mi interior. Por esos años trabajaba con familias en riesgo de exclusión social. Madres y niños muy pequeños en situación de extrema pobreza. Aprendía mucho junto a ellos y los intentaba acompañar para que lograran mejoras en su calidad de vida. Sus historias me ayudaron a crecer tanto profesionalmente como en lo personal y fui descubriendo una sensibilidad particular dentro de mí. Muchas veces me encontraba queriendo plasmar en el papel historias anónimas de dolor y superación, de la realidad que me rodeaba y de los distintos tipos de vidas que conviven simultáneamente en el mundo.

¿Cuántos libros has publicado ya?

«El valor del corazón» es mi primera novela y es un sueño hecho realidad. Sin dudas es mi puntapié para desarrollarme como escritora de historias y para perfeccionar mi capacidad de crear y desarrollar personajes y tramas. Definitivamente continuaré escribiendo porque mis ganas de aprender este arte son muy grandes.

¿Qué es lo que más destacarías de “El valor del corazón”?

Es una historia que aborda con delicadeza el proceso del duelo perinatal. Busca hablar de una forma amena sobre lo que se experimenta al transitarlo, de las emociones que lo habitan y de cómo podemos acompañarlas y acompañarnos a nosotros mismos cuando dolemos. Su finalidad primaria es el acto de dar un lugar real a los bebés que se fueron muy pronto. Reconocer el lugar que ocupan en la familia, dárselo y saber que ese lugar siempre será su lugar. La historia también es una invitación a mirarnos a nosotros mismos, a nuestro interior, para reconocer y sanar los dolores que llevamos en nuestras espaldas desde la infancia, esos que cada dos por tres reaparecen para que les prestemos atención y los resolvamos con amor. Propone perspectivas a ciertas emociones que se viven al hacer un duelo y la oportunidad que surge para sanarnos a nosotras y nosotros mismos en profundidad. Es la oportunidad de mirar a la vida con una mirada más nueva, más sabia tal vez, y alcanzar la trascendencia más allá de la aceptación, para tomar lo vivido y hacer con ello algo bello de compartir.

El valor del corazón

¿Se trata de una historia real?

Sí. Es una novela que podría catalogarse como autoficción o autobiografía novelada. Mi primer hijo murió en el parto en el 2006 y mi cuarto, y último hijo, nació para estar con nosotros 13 días y luego partir en el 2019. Se puede decir que a lo largo de la novela existen partes de mi propia vida, de mis propios recuerdos y de mis aprendizajes, así como también de algunas experiencias que se viven de manera más sutil cuando se presta atención a las señales que indican que la energía no muere, y mucho menos la del amor.

¿Alguna anécdota que puedas contarnos?

Me pasó algo muy curioso en el transcurso de escribir la novela. Por momentos parecía que no era yo la que estaba escribiendo, porque me sentía guiada por un sentido mayor. De hecho, cuando estaba revisando la obra completa, no recordaba en absoluto uno de los capítulos. Recuerdo que me pregunté: ¿esto lo escribí yo? Y también recuerdo que, por momentos, sentía que no iba a poder escribir sobre lo que me había propuesto porque la historia me iba llevando por otro lugar y, al final, sucedían giros que me permitían escribir aquello que deseaba plasmar. Fue una experiencia surreal y mágica, definitivamente no me sentí sola al escribir.

¿Qué consejo darías a las personas que están pasando por una situación similar a la tuya?

En ambos duelos, al hacer el proceso, me adentré más en la espiritualidad y el autoconocimiento. Sentía que era necesario sanar a niveles profundos de mí misma. Con el tiempo comprendí que la espiritualidad no es fantasear con figuras de luz, como dice Jung, sino que sanar implica meter los pies en el barro, abordar lo incómodo de mí misma, con entereza y respeto, para desarrollar un nivel elevado de compasión y amor propio. Practico la espiritualidad con mirada crítica y con los pies plantados en el aquí y ahora, y ese es el mensaje que deseo transmitir. Para llegar a sentirnos verdaderamente restaurados en nuestro corazón, en nuestra paz interior, es necesario explorar nuestras emociones bellas e incómodas. Es necesario aceptar e integrar a esos bebés que han fallecido y que forman parte de nuestra vida, que forma parte de nuestra identidad. Porque son verdades que nos acompañarán por el resto de nuestra existencia. Y la mejor manera de hacerlo es reconociéndolos, hablando de ellos de una manera natural, llamarles por su nombre, sin excluirles. La mejor manera es rompiendo el tabú. Quiero que sepan que esas almitas y nuestras almas adultas hicimos un voto de amor muy profundo. Nosotros les ayudamos a evolucionar con esta experiencia, y ellas nos ayudaron a evolucionar de la misma manera. Somos capaces de reconocer el dolor que alberga un amor tan grande, y también el amor que alberga un dolor tan grande. Eso es sabiduría, eso es evolución.

Priscilla Ingold Prochet y su primera novela «El valor del corazón»

¿Qué pretendes provocar en el lector con la lectura de tu obra?

Somos muchas mamás y papás los que hemos perdido bebés. La realidad muestra que 1 de cada 4 embarazos no es exitoso. Son muchos embarazos que no culminan felizmente. Y esto no va a terminar algun día, esto sucedió, sucede y sucederá. Mi intención es expresar la importancia de reconocer amorosamente a nuestros hijos que murieron, de integrarlos y de dejar de excluirlos. Pretendo contribuir para romper con el tabú social que nos frena a la hora de hablar de lo que nos ha pasado, de cómo nos sentimos y de la ayuda que necesitamos para recuperarnos y volver a participar sanamente en la vida. Pretendo hacer ver que la muerte gestacional, perinatal y neonatal existe y duele y también mostrar que, con el cuidado y el acompañamiento adecuado, podemos llegar a un espacio de paz interior genuino en el cual integramos a nuestro ser amado, le damos su lugar, y por ende nos damos nuestro lugar. Confío en que, al lector, esta novela le despierte emoción sin tapujos y muchas ganas de compartir y conversar de lo que generalmente no se habla.

¿Cuál ha sido tu experiencia con la Editorial Círculo Rojo?

Circulo Rojo es una editorial excelente, no solo en la calidad de los productos, sino en la eficiencia y la velocidad de su trabajo. Siempre me han tratado de una forma muy respetuosa y siento que han cuidado con el mismo respeto a mi obra. Incluso cuando ha habido ajustes de emergencia, han respondido con mucha eficiencia. Ha sido una experiencia bella y de mucho aprendizaje para mí, estoy muy agradecida por su profesionalidad y paciencia.

¿Cuáles son tus autores de referencia?

Me gustan mucho Isabel Allende y Marcela Serrano, me cautiva la capacidad de crear imágenes tan claras usando solo palabras, esa capacidad descriptiva me resulta mágica. También me gustan las novelas de suspense al estilo Dan Brown, John Grisham y John Katzenbach. Amo toda lectura que me atrape desde la emoción, con la que fácilmente pueda identificarme.

¿Dónde se pueden conseguir tus libros?

Mis libros se pueden conseguir a través de mis redes sociales: @priscillaingold en Facebook, Instagram, Telegram y Twitter. También están disponibles tanto en formato papel como en formato digital en:  www.amazon.es  www.casadellibro.com www.tagusbooks.com  www.circulorojo.com Y en Latinoamérica, pedirlo en sus librerías porque la versión papel también estará disponible.


¿Te gustaría conocer las apasionantes historias de escritores modestos, pero no por ello menos buenos?

Únete a nuestro canal de Telegram (es gratis) para ayudarnos a darles voz a esos escritores que necesitan un empujón. Sus vivencias e historias para publicar sus libros, su pelea para hacerse un hueco y su mensaje es igual o mejor que el de cualquier top ventas. Únete a nuestro canal para descubrirlos y apoyarles.

https://t.me/elescritor_es

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.